Preguntas Generales

ProBiotic LIVE es un alimento para mascotas funcional Super Premium patentado (patente EP 2124607 – Alimento para mascotas) que contiene una gran concentración de bacterias probióticas vivas que viven naturalmente en los intestinos de los animales sanos. Estos microorganismos colonizan el intestino inmaduro, restablecen el intestino alterado y ayudan al sistema digestivo, y así se promueve el mecanismo de exclusión competitiva contra bacterias patógenas potenciales.
El microorganismo probiótico, Enterococcus faecium, incluido en ProBiotic LIVE, se obtiene de la colección de cultivos reconocida internacionalmente de la National Collections of Industrial and Marine Bacteria Ltd. (NCIMB), y es elegido por sus beneficiosos efectos en el tracto digestivo de los huéspedes, perros y gatos en este caso.

Cuando se trata de la calidad de los alimentos para mascotas, se aplica la misma regla que en todo lo demás: el precio depende de la calidad. En otras palabras, obtienes lo que pagas.
ProBiotic LIVE es un alimento de alta calidad, ya que contamos con exigentes requisitos de producción y excelentes ingredientes para garantizar una alimentación óptima. Los ingredientes se seleccionan cuidadosamente y no se eligen por ser más baratos. Sólo utilizamos ingredientes de calidad humana para garantizar la calidad del producto. Utilizamos ingredientes naturales de excelente calidad y evitamos aditivos artificiales. ProBiotic LIVE es un alimento único en el mercado especialmente debido a su gran calidad y a que sus ingredientes son funcionales y beneficiosos para la salud.

Las proteínas son los «componentes» de todas las criaturas vivientes. Muchos elementos del cuerpo, como los músculos, el pelaje, las plumas y las uñas, están compuestos de proteínas y pueden utilizarse como fuentes de proteína para el alimento de animales domésticos. Algunas plantas también contienen diferentes cantidades de proteína.
La calidad de una proteína se define por la digestibilidad en el animal que la consume. Esto significa que la proteína debe ser desglosada y absorbida desde los intestinos y debe contener los aminoácidos que necesita el animal. La calidad de las fuentes de proteínas varía mucho. Por ejemplo, la carne es una fuente de proteína mucho mejor que las plumas, los huesos y los granos.

ProBiotic LIVE está formulado como un alimento Super Premium porque contiene sólo ingredientes de alta calidad que han demostrado su efecto con el paso del tiempo.
En ProBiotic LIVE se utilizan únicamente ingredientes naturales para cumplir con los estándares de calidad. La elección de pollo, pavo, cordero, pescado, arroz, maíz, grasa animal, aceite de salmón, vitaminas, minerales y otras materias primas cumple con las exigencias de todos los estándares superiores de alimentos para mascotas. La mezcla exclusiva de aceites y grasas proporciona una ventaja importante en la palatabilidad. Todos los ingredientes están especialmente preparados para ofrecer el más alto nivel de digestibilidad.

Los ácidos grasos omega 3 y omega 6 son los «padres» de toda una familia de ácidos grasos importantes para la salud de nuestras mascotas. Los ácidos grasos omega 3 y omega 6 son fundamentales porque tienen varias funciones en el sistema inmunológicos de los perros y los gatos.

Ácidos grasos omega 3:

  • Son necesarios para el funcionamiento del cerebro y la retina
  • Contribuyen con la fluidez de la membrana celular y la salud de la piel
  • Ayudan a combatir la inflamación articular
  • Ayudan en la reproducción
  • Mejoran el sistema cardiovascular
  • Ayudan a combatir alergias y enfermedades inflamatorias de la piel

Ácidos grasos omega 6:

  • Son necesarios para el crecimiento y la reproducción
  • Mantienen los niveles hormonales en equilibrio
  • Contribuyen con la fluidez y la estructura de la membrana de la célula
  • Mantienen la piel y el pelaje saludables
  • Promueven el adecuado desarrollo del sistema nervioso
  • Aumentan la eficiencia de la alimentación durante el crecimiento
  • Mantienen la piel en buen estado
  • Son esenciales para el desarrollo normal de la retina y el sistema nervioso

La lecitina contiene un sustrato llamado fosfatidilcolina. La fosfatidilcolina es una parte importante de las membranas que rodean las células. También se utiliza para hacer acetilcolina; un químico nervioso esencial para una función cerebral adecuada. La lecitina ayuda al cuerpo a utilizar grasas y colesterol de manera segura. También «emulsiona» las grasas al romperlas en gotitas más pequeñas. La lecitina y sus derivados son muy útiles para los animales que están con sobrepeso, ya que ayuda al cuerpo a utilizar la grasa de manera segura. Por esta razón, también es útil en animales con enfermedades hepáticas. Además, la lecitina es un excelente complemento para la dieta de cualquier animal doméstico adulto, ya que ayuda a proteger contra enfermedades cardiovasculares.

Un alimento funcional es un alimento que se enriquece de manera muy beneficiosa. A menudo, se refiere a los aspectos que contribuyen con la salud. ProBiotic LIVE puede denominarse un alimento funcional porque contiene probióticos y proteínas hidrolizadas.

La carne es una fuente importante de proteínas para los perros y los gatos. Los gatos necesitan proteínas (carne) en su comida para obtener los nutrientes necesarios para mantenerse sanos. Las proteínas animales agregan energía y sabor a los alimentos y además son una buena fuente de vitaminas y minerales. Las fuentes de proteína en ProBiotic LIVE son, por ejemplo, pato, cordero y pollo de alta calidad. Se incluyen para garantizar una mejor biodisponibilidad y utilización de nutrientes.

Aunque el maíz y el arroz también son granos, generalmente cuando hablamos de productos sin granos nos referimos a los cuatro granos comunes: trigo, avena, cebada y centeno. Un perro o gato alérgico al gluten generalmente va a reaccionar ante el consumo de uno de los cuatro granos mencionados. En este caso, el maíz no es un alérgeno.
Con el uso de arroz y maíz en vez de papa, se garantiza una mejor fracción de las fibras que promueven un mejor peristaltismo de los intestinos y una mejor digestión.

Es un mal entendido creer que eres bueno con una mascota si la alimentas con restos de comida en vez de croquetas; y además es mucho más engorroso. Generalmente, los restos de comida contienen mucha grasa o sal y pueden generar sobrepeso. Por lo tanto, utilizar alimentos secos es más seguro y es una solución más barata. Si quieres darle algo adicional a tu mascota, utiliza golosinas especiales en lugar de restos de comida.

Podemos garantizar la alimentación y el cumplimiento con las exigencias nutricionales y legales aplicadas a los alimentos para mascotas. El uso del microorganismo probiótico Enterococcus Faecium NCIMB 10415 en alimentos para perros y gatos está aprobado dentro de la Unión Europea. Muchos dueños de mascotas que usan ProBiotic LIVE están muy satisfechos especialmente por su palatabilidad y el bienestar general de su mascota.

Una característica única de ProBiotic LIVE es el hecho de que contiene prebióticos y probióticos. Estos ingredientes colaboran en la salud de la mascota, mantienen una digestión saludable y garantizan una microflora intestinal bien equilibrada. La composición de ProBiotic LIVE está patentada (patente EP 2124607 – Alimento para mascotas), y esto significa que no existen otros productos en el mercado con la misma calidad funcional.

Los probióticos son bacterias vivas beneficiosas presentes en el sistema intestinal. Estos microorganismos son necesarios para la digestión de los nutrientes y el equilibrio de la microflora intestinal.
Prebióticos ( p. ej. FOS) son ingredientes que promueven la propagación de los probióticos. En otras palabras, son considerados alimentos para las bacterias probióticas. Generalmente, los prebióticos son carbohidratos complejos no digeribles que se encuentran en diferentes tipos de plantas, vegetales y granos. Estos carbohidratos resisten a la digestión mediante las enzimas salivales del estómago, y las bacterias probióticas los fermentan en los intestinos. El efecto más beneficioso de los fructooligosacáridos (FOS) es la estimulación selectiva del crecimiento de bacterias probióticas, que mejora significativamente la composición de la microflora intestinal y reduce el número de bacterias patógenas potenciales.
La inulina es un grupo natural de polisacáridos (varias azúcares simples ligadas) producidas por muchos tipos de plantas. La inulina se utiliza cada vez más en los alimentos porque tiene características nutricionales inusuales. La inulina contiene entre una tercera y una cuarta parte de la energía encontrada en el azúcar o en hidratos de carbono y entre una sexta a una novena parte de la energía de la grasa. Otra característica de la inulina es que aumenta la absorción del calcio.

Todos los animales nacen con un intestino relativamente estéril. El animal recién nacido es más susceptible a los microorganismos patógenos, ya que en esta etapa de la vida no hay una microflora protectora para reducir la colonización de patógenos.
Poco después del nacimiento, el animal adquiere una colección compleja de microorganismos en el tracto intestinal. Esta colección de microorganismos se denomina microflora. La microflora intestinal contiene diferentes bacterias y hongos (400 tipos diferentes de microorganismos con una población total de aproximadamente 1014) en todo el tracto intestinal.

La microflora forma una relación simbiótica con el animal que beneficia, ya que ayuda a la digestión mediante la producción de varias enzimas que intervienen en la degradación de los nutrientes. .
Las bacterias en los intestinos también estimulan la respuesta inmunológica. Por lo tanto, una microflora equilibrada es crucial para una digestión óptima.

El Dr. Roy Fuller define un probiótico como «un suplemento alimenticio microbiano vivo que afecta beneficiosamente al huésped mejorando su equilibrio microbiano intestinal». Esta definición enfatiza la importancia de los probióticos como células vivas. El conocimiento de los probióticos ha crecido en todo el mundo durante los últimos años. Muchos dueños de mascotas ya conocen las ventajas del uso de probióticos y saben que un suministro diario de probióticos tiene muchas ventajas saludables para su mascota.
Los microorganismos probióticos ayudan a las bacterias beneficiosas ya presentes en los intestinos de los animales ocupando el espacio de bacterias potencialmente patógenas. Además, la microflora está equilibrada para que se mantenga un sistema digestivo sano y en buen funcionamiento.

Los probióticos han demostrado funcionar mediante los mecanismos siguientes:
Competencia por nutrientes:
Dentro del intestino, los microorganismos beneficiosos como los patógenos utilizan el mismo tipo de nutrientes. Esto resulta en una competencia general de nutrientes para las bacterias, ya que los necesitan para crecer y reproducirse. Por lo tanto, cuanto más se inundan los intestinos con microorganismos benéficos, mayor es la competencia que se genera entre microorganismos benéficos y patógenos.
Competencia por sitios de adhesión:
Adherirse a la pared de los intestinos es un factor importante de la colonización, y muchos patógenos intestinales dependen de su adherencia a la pared intestinal para evitar ser eliminados por los movimientos peristálticos del tracto intestinal. Dado que sólo hay una cantidad limitada de «sitios» a los que pueden adherirse las bacterias, un número creciente de bacterias beneficiosas dará como resultado una menor adherencia de bacterias patógenas.
Estimulación de la inmunidad:
Los probióticos estimulan la producción (local y sistémica) de anticuerpos.
Aumentan la actividad de los macrófagos.
Aumentan los niveles de interferón gamma.
Aumentan la producción de citocinas.
Efecto antimicrobiano directo:
Esto puede funcionar ya sea a través de bacteriocinas, conocidas por ser producidas por muchas especies de bacterias ácido lácticas (LAB) y por ácidos orgánicos (ácido láctico, etc.) que crean un ambiente hostil para los patógenos al reducir el pH intestinal.
Mejoramiento de la digestión:
Los microorganismos probióticos actúan como la microflora saludable mediante la producción de enzimas que ayudan a la descomposición de las moléculas de polisacáridos. Como resultado, se utiliza una mayor cantidad de nutrientes provenientes de la dieta. La microflora también produce vitaminas, y entonces actúa como una fuente secundaria de vitaminas para el huésped.


Algunas de las maneras en que los probióticos pueden beneficiar al huésped son:

  • Reducción de los efectos del estrés
  • Disminución de diarrea y otras molestias digestivas
  • Mejoras en la inmunidad y la resistencia a enfermedades
  • Mejoras en la digestión
  • Mejoras en la condición de la piel y el pelaje
  • Reducción de los riesgos de alergias
  • Mantenimiento de una microflora equilibrad

No, los animales no pueden desarrollar resistencia a las bacterias probióticas. Puede haber una superpoblación únicamente de bacterias patógenas en los intestinos. Un suministro diario de probióticos limita el riesgo de desarrollar diarrea debido a la multiplicación de las bacterias patógenas. Además, los probióticos ayudan a mantener la microflora equilibrada y la salud del animal.

El intestino es uno de los componentes más importantes del sistema inmunológico, ya que alrededor del 70 % de la respuesta inmunológica ocurre en él (Vighny G., et al., 2008). Si se debilita la resistencia a los patógenos desde el exterior, hay un mayor riesgo de contraer infecciones en el cuerpo. Si le das probióticos a tu mascota todos los días, se garantiza una condición óptima del sistema intestinal, que se mantiene saludable y en buen funcionamiento.

Seguridad: el microorganismo probiótico no debe ser patógeno ni tóxico.
Viabilidad: un probiótico puede funcionar solamente si los microorganismos probióticos permanecen viables durante el almacenamiento del producto y a través de todo el sistema intestinal. Se trata de la única manera de garantizar la colonización de estos microorganismos beneficiosos.
Dosis mínima: la concentración de un probiótico debe ser de un promedio mínimo de 1 x 109 UFC/kg en la alimentación suministrada.
Garantía de calidad: es esencial que un probiótico no se contamine con cualquier otro microorganismo, por ejemplo en situaciones como la fermentación, el proceso de fabricación o el almacenamiento.

Para obtener el efecto deseado de los probióticos, una concentración mínima de microorganismos debe ser capaz de sobrevivir y crecer en el intestino. Muchas pruebas e investigaciones han demostrado que para lograr un efecto probiótico satisfactorio se debe suministrar una concentración promedio de 1 x 109 UFC (unidades formadoras de colonias) de bacterias probióticas viables por kilogramo de alimento para perros, y una concentración promedio de 7 x 109 UFC (unidades formadoras de colonias) en los alimentos para gatos. Se ha sugerido que determinados microorganismos no realizarán ningún efecto probiótico si la concentración promedio es menor que la indicada anteriormente y si siempre permanece por debajo de ese nivel. Los productos ProBiotic LIVE contienen la concentración promedio exacta de probióticos por kilogramo de alimento para garantizar la supervivencia y el crecimiento de determinados microorganismos probióticos.

El pH muy ácido y bajo del estómago de la mayoría de los animales es la manera natural de tratar de extraer algo de la carga de infección presente en los alimentos. Sin embargo, no es un proceso completamente efectivo, como lo evidencia el hecho de que la vía oral/intestinal es la ruta más común por la cual los agentes infecciosos ingresan al cuerpo.
El microorganismo contenido en ProBiotic LIVE es una bacteria ácido láctica (LAB). Por definición, estas bacterias producen ácido láctico. Esto asegura el crecimiento de las bacterias beneficiosas en un ambiente ácido óptimo. Mediante la creación de este ambiente ácido, los laboratorios pueden prevenir el crecimiento de coliformes tales como E. coli ya que prefieren un pH más alcalino para crecer.
ProBiotic LIVE también es capaz de superar el problema de la esterilización del estómago porque contiene miles de millones de microorganismos y algunos siempre atraviesan el píloro y son capaces de colonizar los intestinos. Además, el proceso de liofilización, que es utilizado para preservar los microorganismos presentes en ProBiotic LIVE, provoca una encapsulación que protege a los probióticos contra el ácido del estómago.

La microflora intestinal de animales recién nacidos libres de gérmenes es más susceptible a la colonización y la infección por patógenos del tracto gastrointestinal que la de animales más viejos con más «experiencia».
Por ejemplo, un animal recién nacido muestra una mayor susceptibilidad a la infección oral por patógenos de intoxicación alimentaria, como la salmonella, que un animal adulto. Alimentar a los gatitos y a los cachorros con un alimento que contiene probióticos garantiza el suministro de bacterias beneficiosas al sistema intestinal con el fin de ayudar a crear una microflora resistente y hacer al animal joven menos susceptible a infecciones.

ProBiotic LIVE puede utilizarse en cualquier momento de la vida del animal, pero aportará un apoyo extra para tu mascota en las siguientes situaciones:

  • Inmediatamente después del nacimiento para establecer una microflora adecuada
  • Después del destete
  • Antes y después de la aplicación de anestesia
  • Durante y después de una terapia antibiótica
  • Después de la vacunación
  • Antes, durante y después de períodos de estré

Puesto que el objetivo del uso de probióticos es restaurar y mantener la normalidad de la función intestinal, los probióticos deben utilizarse siempre que el equilibrio de la microflora esté alterado.

Las situaciones que puedan causar desequilibrio intestinal son:

  • Infecciones
  • Vómitos y diarrea
  • Tratamiento con antibióticos
  • Estrés (viajes, cambio de vivienda, etcetera)
  • Competición atlética
  • Después de aplicaciones de anestesia y cirugías
  • Inapetencia

El uso estratégico de ProBiotic LIVE durante momentos de estrés (vacunación, mudanzas), cambios nutricionales (destete) o después del uso de antibióticos es muy beneficioso y una excelente manera de comenzar con el suministro de probióticos.

¡NO hay ninguna desventaja con ProBiotic LIVE!
ProBiotic LIVE contiene microorganismos vivos que normalmente se encuentran en todas las mascotas sanas. No se ha probado toxicidad en los probióticos. 100 veces más el nivel recomendado no causa ningún problema. Ninguno de los ingredientes utilizados en la fabricación de ProBiotic LIVE causará irritaciones o reacciones alérgicas. Los probióticos son organismos inertes y no persisten en el medio ambiente. No hay efectos adversos conocidos de ProBiotic LIVE en la vida acuática, la fauna terrestre o las plantas terrestres.

Son muchas las ventajas de usar ProBiotic LIVE:

  • Es completamente seguro y no existen riesgos de una sobredosis de probióticos.
  • Mejora los mecanismos de defensa natural de los animales y su capacidad para hacer frente a infecciones oportunistas.
  • Es altamente eficaz en una amplia variedad de condiciones.

Millones de microorganismos colonizan el tracto digestivo de todos los animales. Cuando un animal está sano, la mayoría de estos microorganismos pueden ser beneficiosos. Sin embargo, incluso cuando un animal está sano, hay posibilidades de que los patógenos causen enfermedades al colonizar los intestinos. Generalmente, la concentración de estos patógenos es tan baja que la enfermedad no se desarrollará hasta que la salud general del animal y el estado inmunológico se vea afectado.
Al estimular el sistema inmunológico, ProBiotic LIVE ayuda a mejorar el mecanismo de defensa de los animales. Además, los microorganismos probióticos benéficos dentro de ProBiotic LIVE actuarán para excluir competitivamente a microorganismos potencialmente patógenos en el sistema intestinal. ProBiotic LIVE contiene bacterias ácido lácticas (LAB) que producen ácido láctico con un pH bajo y generan efectivamente las condiciones óptimas para el crecimiento de microorganismos beneficiosos. Esta acción ayuda a prevenir la colonización de coliformes, tales como E. coli, que prefieren un pH más alcalino.

El estrés afecta la microflora intestinal al reducir la concentración de bacterias probióticas. Todas las situaciones estresantes a las que está expuesto un animal causan un mayor pH intestinal. Cuando esto sucede, es probable que el tracto gastrointestinal favorezca el desarrollo de especies patógenas (bacterias malas) a expensas de especies benéficas (bacterias buenas).
Las vacunas, las terapias antibióticas, el destete, los viajes, las mudanzas o las enfermedades son algunos de los factores estresantes que pueden resultar en un cambio del equilibrio de la flora intestinal a favor de especies patógenas.
El estrés puede deprimir la respuesta inmunológica de los animales causando alteraciones y el desglose del mecanismo regulador en el ecosistema del tracto gastrointestinal, lo que facilita el establecimiento de patógenos en el tracto intestinal y el desarrollo de diarrea.

Cuando se utilizan antibióticos, especialmente por vía oral, la población normal de la flora intestinal se altera, y cuando se prolonga un tratamiento con antibióticos, el efecto en los intestinos puede ser intenso. Los probióticos por supuesto ayudarán a restaurar la población normal de la microflora intestinal, que es una de las principales indicaciones para su uso.
Mientras que la restauración de la microflora intestinal es más beneficiosa cuando termina la terapia antibiótica, es lógico suministrar probióticos al mismo tiempo que antibióticos. Esto es porque el sistema intestinal es un lugar dinámico con ondas producto de la actividad de la microflora según la presencia de alimento y la concentración de antibióticos en un momento determinado. Por lo tanto, el aumento repetido de actividad microbiana normal mediante el uso de probióticos será beneficioso para el animal.

La hidrolización de proteínas significa que las moléculas de las proteínas se descomponen en trozos más pequeños, a menudo en aminoácidos, que son los «componentes» de las proteínas. Cuando las proteínas se dividen en pedazos más pequeños, no son reconocidas por el sistema inmunológico y, de esa manera, no causan una reacción alérgica. ProBiotic LIVE es una dieta equilibrada completa basada en ingredientes sanos y de alta calidad. Además, es conveniente para animales con alergias o intolerancias a alimentos debido a las fuentes de proteínas hidrolizadas.

Revisa la piel con regularidad y contáctate con el veterinario si se evidencian signos de irritación. Estos síntomas pueden ser alopecia (pérdida de pelo), eritema (enrojecimiento de la piel), escamas y costras y pequeñas erupciones inflamadas que evolucionan en parches adicionales costrosos.
Evita el contacto con el polen (p. ej. pasto o abedul) tanto como sea posible y limita las cantidades de polvo dentro de la casa. Utiliza la aspiradora con frecuencia y evita las alfombras y los tapetes.
Durante los períodos con prurito y pelaje seco, los baños regulares con un champú suave pueden ser muy útiles.
Si el problema está relacionado con la comida, es muy importante alimentar los animales sólo con la dieta indicada por el veterinario. No se debe alimentar a los animales con restos de comida o dulces de ningún tipo. Aparte de eso, los alimentos deben guardarse en un recipiente hermético.
Si la piel del animal está muy afectada, puede ser muy beneficioso elegir un alimento con un alto contenido de ácidos grasos, puesto que ayudan a aumentar los mecanismos de defensa naturales de la piel. ProBiotic LIVE tiene un alto contenido de ácidos grasos omega 3 y omega 6 y sería una opción obvia en esta situación.

El yogur natural puede utilizarse para proporcionar algunos microorganismos vivos en el tracto digestivo de los animales. Sin embargo, tiene algunas desventajas en comparación con ProBiotic LIVE:
Se desconoce la concentración de microorganismos vivos presentes en el yogur, pero tiende a ser relativamente baja y dependerá de la frescura del yogur y las condiciones en que se ha almacenado. Después de abrir el envase, la concentración microbiana puede agotarse.
Generalmente, las cepas de microorganismos contenidos en yogures naturales se eligen por el sabor y las propiedades texturales y no por su beneficio probiótico.
Entonces, los microorganismos contenidos en el yogur podrían no tener ningún beneficio probiótico. Este no es el caso de ProBiotic LIVE, puesto que la cantidad de probióticos está exactamente adaptada para tener un efecto positivo en el huésped.

Recomendamos que ProBiotic LIVE se almacene en condiciones secas, frescas y limpias, fuera del alcance de la luz solar y permanezca sellado una vez abierta la bolsa original para evitar la penetración de humedad y la descomposición térmica. ProBiotic LIVE se mantiene estable a temperatura ambiente durante 18 meses. Esto ha sido determinado mediante estudios a largo plazo.